sábado, 17 de marzo de 2012

IV DOMINGO DE CUARESMA

Quien de entre vosotros pertenezca a su pueblo, ¡sea su Dios con él, y suba!  



Dios nos ha creado en Cristo Jesús, para que nos dediquemos a las buenas obras, que él nos asignó para que las practicásemos. 



Tanto amó Dios al mundo que entregó a su Hijo único para que no perezca ninguno de los que creen en él, sino que tengan vida eterna. 



No podía dejar pasar la oportunidad de compartir estas imágenes que me han edificado muchísimo... Es la gente de la comunidad que atiendo. La Colonia Primavera de San Vicente... La comunidad con el índice de violencia más alto en todo el departamento. Cada semana muere una persona a causa de ola de crímenes que azota a nuestro país...
Pero este es el resto de Israel con quienes comparto mi ministerio sacerdotal... Las fotos fueron tomadas durante el Via Crucis... Cada vez que uno de ellos cargaba en hombros la cruz de madera que se ha elaborado para presidir el piadoso ejercicio... También me decían con su devoción y actitud amorosa ante la cruz... NOSOTROS A PESAR DE TODO,  AÚN CREEMOS EN LA FUERZA SALVADORA DE LA CRUZ...

Y entonces recordé las palabras de Santa Teresa de Jesús: 

"Que suceda lo que deba suceder, pero estemos abrazados a la cruz, que es siempre una gran cosa"...

No hay comentarios:

Publicar un comentario